NOTICIAS

Metro impulsa nueva y llamativa campaña de hábitos

Miércoles 9 de Mayo 2012


A través de un estilo comunicacional amable y directo, que enfatiza las conductas responsables  y alerta sobre las consecuencias de no seguirlas, se llama a los pasajeros a cooperar con su propia seguridad.



Metro de Santiago ha desplegado una intensa campaña de hábitos destinada a reforzar entre sus usuarios conductas de autocuidado y, de esta manera, reducir el número de accidentes. Si bien se trata de una tasa de accidentabilidad baja (9,3 por cada millón de pasajeros) y en su mayoría casos leves (el 91% en 2011), la nueva señalética forma parte de la permanente preocupación de la empresa por la seguridad de sus pasajeros.

De hecho, esta iniciativa forma parte de un plan integrado -considera también sonorización en estaciones y trenes, capacitación al personal de Metro que tiene contacto con los clientes y mejoras en infraestructura - y que en su primer mes de aplicación ha dado destacados resultados: la tasa en estaciones se redujo en un 14%, mientras que en trenes en un 11%.

“La seguridad de nuestros clientes es un valor fundamental para Metro. Es por eso que permanentemente estamos realizando campañas invitándolos al autocuidado y a respetar la señalética  dispuesta en trenes y estaciones. En esa línea, esta nueva campaña está planteada en términos educativos, con el fin de hacerla más cercana, al mismo tiempo que ha sido diseñada de manera tal de darle mayor visualización y claridad conceptual. Como dice nuestro eslogan, ‘tener un viaje sin accidentes también pasa por ti’”, señaló el gerente Comercial y de Asuntos Corporativos de la empresa, Alvaro Caballero.

La campaña aplica un estilo de comunicación amable, se enfoca principalmente en el carácter educativo por sobre el prohibitivo y destaca las conductas responsables, alertando sobre las consecuencias que podría tener no seguirlas. Con el fin de hacer más efectivo el llamado a mantener actitudes que resguarden la propia seguridad -el eslogan es “tener un viaje sin accidentes también pasa por ti”-, los afiches han sido colocados precisamente en los lugares en que los eventos son más recurrentes.

En las estaciones, las bajadas de las escaleras fijas hacia los andenes son los puntos en que se ha puesto más atención. En esas zonas -en los pisos, techos y muros- se ha dispuesto de señalética de gran visualización y que interpela directamente al pasajero con oraciones como “usa siempre el pasamanos” o “baja con calma”, acompañadas de gráficas que representan la posibilidad de una caída en caso de no hacerlo. Los tropiezos en estos sectores se producen en promedio 2 veces al día.    
  
En los trenes, los principales accidentes se generan por atrapamientos al momento de ingresar a los vagones después de la sonorización del cierre de puertas (un promedio de casi 3 al día). Por ese motivo las puertas lucen vistosas franjas amarillas en su parte superior que advierten sobre el peligro de apoyarse en ellas y llaman a tener cuidado cuando el timbre anuncia su cierre. Incluso se han adheridos alertas especialmente diseñadas para que los padres eviten que sus hijos se apoyen y puedan apretar una mano. 

En estas mismas huinchas también se le solicita al usuario, para cuando ya esté al interior del tren, que se tome del pasamanos o las manillas de manera tal de evitar caídas durante el viaje.

En los bordes de los andenes se llama al pasajero, a través de adhesivos que por su color amarillo capturan su atención mientras espera, a traspasar la línea amarilla sólo para abordar el tren y antes de que suene el timbre de cierre de puertas.

Esta campaña de hábitos será monitoreada con el fin de evaluar su impacto y analizar los aspectos que podrían ser reforzados o modificados durante una segunda etapa, que contempla la instalación de nuevos mensajes, más directos incluso, y que aludirán a los peligros que corren los usuarios cuando realizan acciones de alto de riesgo, como por ejemplo, bajar a las vías.

Adicionalmente, se implementará una campaña cívica que invitará a los usuarios a realizar pequeñas acciones –dejar bajar antes de subir, ceder el asiento a mujeres embarazadas o personas con movilidad reducida, ayudar a las mamás con coches, entre otras-, pero que colaboran considerablemente en hacer un viaje más amable y seguro para todos. 


Detalle campaña de hábitos

I. Campaña en trenes
• Franja superior puertas
Peligro al apoyarse en la puerta.
Cuidado con el cierre de puertas.
Cuidado con separación entre tren y andén.
Tómese de pasamanos y/o manillas.
• Bajo el borde inferior del vidrio de la puerta 
Peligro al apoyarse en la puerta, destinada a llamar la atención de los padres que llevan niños pequeños de la mano.

II. Campaña en bordes de andenes 
Aborda el tren antes de que suene el timbre.
Traspasa la línea amarilla sólo para subir al tren.
Cuidado con la separación entre el andén y el tren.

III. Campaña en paneles, muros y suelo
Usa siempre el pasamanos.
Baja con calma.
Sube con calma.
Al abordar el tren hazlo siempre con calma.

 


cargando...